¿Cómo pagar la Universidad de tus hijos sin tanto esfuerzo?

Dvdendo te ayuda a crear tu propio fondo para costear la educación de tus hijos.

Todo padre tiene como uno de sus principales objetivos que sus hijos puedan tener una buena educación universitaria que les ayude a tener un mejor futuro. Sin embargo, para la mayoría de las personas, esto puede ser una meta difícil de alcanzar, sobre todo porque el costo de las universidades (públicas o privadas) cada vez es mayor.

Incluso en el caso de Community Colleges (universidades locales públicas), aunque la matrícula es relativamente baja, el costo de manutención, de libros, de transporte y otros gastos asociados a la educación pueden llegar a ser de varios miles de dólares al año.

A menos que uno gane mucho dinero, la alternativa más segura para poder costear estos gastos es a través de una buena planificación financiera, y mientras más pronto se comience mejor. Desafortunadamente, simplemente ahorrar no es suficiente para poder acumular los recursos necesarios para cubrir el costo de la educación superior. Es aquí donde invertir en el largo plazo tiene mucho sentido.

En Estados Unidos, en la mayoría de los estados existen programas de inversión donde la persona puede contribuir montos mínimos regularmente que son invertidos específicamente para pagar la universidad. Estos son los llamado Pre-paid College Funds (o fondos universitarios pre-pagados) o 529 Plans. Estos planes son ventajosos desde el punto de vista impositivo pues no pagan impuestos siempre y cuando los fondos se usen para esos fines.

¿Ahorrar o Invertir para la Educación?

El problema con estos planes es que por lo general la gente no sabe que existen, pues solo un 3% del total de las familias en USA los utiliza (1); Otra desventaja es que los montos mínimos suelen estar por encima del presupuesto familiar y sobrepasar los miles de dólares al año (lo cual hace que la mayoría de las familias que los utiliza sean las de mayores recursos), y pueden ser bastante confusos pues hay cientos de planes diferentes y virtualmente cada estado tiene más de un plan disponible (y usualmente necesitas un asesor financiero para que te guíe en el proceso). Por último, los costos pueden ser elevados, ya que las comisiones pueden alcanzar hasta el 2.75% de los montos invertidos anualmente.

En el caso de los hispanos, además de todo lo anterior, tenemos que incluir el hecho de que existe una brecha cultural cuando se trata de planificar e invertir para objetivos de largo plazo. Sin embargo, los hispanos, gracias a nuestros fuertes vínculos culturales y familiares, tenemos siempre el deseo y la intención de poder apoyar a nuestros hijos a alcanzar sus metas, incluso mucho más que el resto de la población.

Es aquí donde una cuenta de inversión puede ayudarte, y la mejor forma de explicarte como hacerlo es con un ejemplo:  Supongamos que cuando nace un hijo tu abres una cuenta de ahorros con $1,000, y que todos los meses contribuyes a esa cuenta $50.   Cuando tu hijo cumpla los 18 años, tendrás en la cuenta unos $14,400 si asumimos las tasas de interés históricas de los últimos 18 años como referencia (1.24%). El costo promedio actual de un año de matrícula de una universidad local es de alrededor de $4,470 (usamos como muestra Florida International University, Miami-Dade College y Florida Atlantic University) y si ajustamos esa matrícula por inflación, tenemos que dentro de 18 años el costo para ese momento será de unos $8,070. Eso quiere decir que con lo que habrás ahorrado, incluyendo intereses, no podrías pagar ni dos años de universidad.

Si por el contrario, pones ese mismo dinero (los $1,000 iniciales y los aportes de $50 mensuales) en una cuenta de inversión (portafolio moderado de inversión 60% acciones y 40% bonos), al cabo de 18 años podrías tener más de $43,330 (2), lo cual representa más de cinco veces el costo de la matrícula anual, con lo cual podrías pagar toda la universidad y además cubrir otros gastos.

Las ventajas de invertir vs. ahorrar en el largo plazo son evidentes, y en este caso es muy fácil entender porqué. En Dvdendo, hacemos que invertir sea fácil y accesible para todos, de modo que puedas comenzar a planificar tu futuro y el de los tuyos desde ya.

 

  1. Fuente: United States Government Accountability Office. http://www.gao.gov/assets/660/650759.pdf
  2. (2) Asumiendo retornos históricos de los últimos 38 años del 10.15%. No hay garantía de que los retornos futuros serán iguales a los históricos, esto es solo para efectos ilustrativos. http://qvmgroup.com/invest/2013/07/30/historical-returns-for-us-stock_bond-allocations-and-choosing-your-allocation/
  3. http://college-tuition.startclass.com/