Tres claves esenciales para que tomes las riendas de tu destino financiero (y puedas hacer en un futuro lo que tú quieras) 

Comprar una casa en el campo o cerca de la playa. Regresar a tu lugar de origen con los tuyos. Disfrutar la vida con tu familia de manera holgada. Sea cual sea el plan que tengas para ti a largo plazo, es necesario empezar a plantar hoy las semillas para que en unos años puedas empezar a cosechar los frutos. El ideal sería que cuando llegaras a cierta edad pudieras dedicarte a hacer las cosas que más te gustan sin tener que preocuparte por el dinero.
A eso se le llama libertad financiera y es el número de meses que puedes vivir sin reducir tu nivel de gasto si dejaras tu trabajo. El objetivo es juntar la cantidad suficiente para que cuando llegues a cierta edad, dejes de trabajar.
Para que eso suceda, decídete a dar los pasos que te llevarán a ello.

Haz más eficiente tu gasto

Muchas veces el obstáculo que se interpone entre la acumulación de capital y nosotros es que creemos que no tenemos el dinero suficiente para dedicarlo a ello. Pero, ¿qué pasaría si gastaras mejor tu dinero? Llevar un presupuesto es la mejor forma de lograrlo, y es importante hacerlo de manera escrita. Siéntate con papel en mano y empieza a rastrear tu dinero. Saca todos los tickets del bolsillo y ayúdate de la app de tu banco para que puedas revisar tus gastos y te sea más fácil seguirle la pista a tu dinero.
Escribe de un lado tus ingresos y del otro lado todo en lo que has gastado. La primera vez que lo hagas será desgastante pero si eres constante la tarea será mucho más sencilla. Ahora bien, ubica cuáles son tus ingresos y cuáles tus gastos fijos, es decir, renta, luz, gas, servicios y deudas que tienes que pagar. Al hacer esa resta podrás conocer cuánto dinero te queda disponible para empezar a construir riqueza. Para hacerlo más sencillo, descarga alguna app que te ayude a llevar tus gastos. La recomendación es que dediques al menos alrededor de 10% de tu sueldo al ahorro y a estos rubros, pero en general, la cantidad que puedas ya es un primer paso.

Ahorra (y automatiza)

Ya que tienes identificada esta cantidad que puedes dedicar a construir riqueza, empieza a separarla. ¿Y cómo? La mejor manera de hacerlo, según apuntan varios expertos, es la automatización. Es decir, que te acerques a tu institución financiera y le pidas que separe esa cantidad con la periodicidad que deseas. Si decides hacerlo cada mes por tu propia voluntad, considera que se volverá una tarea complicada y es más fácil que lo empieces a gastar de nuevo.
Si automatizas, como el dinero no te llega al bolsillo, no tienes que hacer el esfuerzo de resistir la tentación de gastarlo y ahorras automáticamente, sin darte cuenta, explica Luis Pita, un especialista en finanzas personales, autor de “Ten peor coche que tu vecino” y fiel defensor de lo que él llama “preahorro” ,que no es otra cosa que la automatización.

Da el paso hacia la prosperidad

Pero ahorrar para lograr tus metas a largo plazo no es suficiente, porque una de las únicas formas de hacer crecer el dinero es invirtiéndolo. Si no lo crees del todo, basta revisar la historia de los hombres más ricos del mundo: Ninguno se ha hecho rico ahorrando. El primero en la lista, Jeff Bezos, fundó Amazon. Bill Gates creó Microsoft; el tercero, Warren Buffett, empezó a invertir en bolsa desde los once años –compró acciones de una empresa petrolera– y amasó una fortuna desde cero. En general, así sigue la lista. Los ricos acumulan riqueza creando empresas o invirtiendo en bolsa.
“La clave hacia el retiro temprano no solo se trata de ahorrar lo más pronto posible, sino de poner tu dinero en inversiones que maximicen su crecimiento”, explica Phill Town, un asesor de inversión, manager de fondos y best seller, en un texto sobre cómo retirarse a los 40. No solo Town sino varios autores coinciden en que es posible retirarse de manera temprana. ¿Cómo? Invirtiendo en bolsa.
Así, el ahorro que automatices debe convertirse en inversión. Solamente necesitas determinar qué cantidad no vas a resentir y la puedes dedicar a este objetivo de largo plazo.
En Dvdendo te damos la herramienta necesaria para que puedas empezar. Descarga la app y empieza a automatizar este monto que se convertirá en tu felicidad futura.